Cuáles son las técnicas o disciplinas preventivas establecidas por la Ley de Prevención

La actual ley 31/1995 de Prevención de Riesgos Laborales obliga a todos los empresarios a identificar los posibles peligros del trabajo que desempeñan todos y cada uno de sus empleados mediante una evaluación de riesgos. Así como establecer unas medidas de prevención para mantener la seguridad y salud de los mismos. Para poder llevarlo a cabo se establecen cuatro disciplinas preventivas que cualquier empresario o empresa de prevención de riesgos laborales debe conocer, ya que de lo contrario será imposible realizar una PRL completa.

Trabajadores de la construcción con todas las medidas de seguridad

Seguridad en el trabajo

Una de las técnicas más estudiadas en los cursos de prevención de riesgos laborales es la que tiene que ver con los riesgos derivados de las condiciones materiales de los trabajadores y que por tanto pueden afectar a su integridad física.

Dentro de esta disciplina se encuentra en el estudio de agentes físicos, ruidos, vibraciones, temperatura o las condiciones en las que se encuentran las herramientas y la maquinaria. Además, por supuesto, de los riesgos de accidentes eléctricos o incendios. Se trata por tanto de proteger la seguridad del trabajador en su puesto laboral.

Higiene industrial 

La higiene industrial o laboral es una técnica preventiva que se especializa en la identificación de contaminantes y en sus efectos en los trabajadores. Dentro de estos agentes externos los más comunes son:

  • Físicos, como el ruido.
  • Químicos, como los productos utilizados en el entorno laboral.
  • Biológicos, como virus, bacterias u otros patógenos.

Su objetivo es evitar las enfermedades profesionales derivadas de estas condiciones laborales adversas.

Medidas ergonómicas establecidas en una oficina

Ergonomía y Psicosociología laboral

Otra de las disciplinas que debe tener en cuenta cualquier servicio de prevención es la que tiene que ver con las cargas físicas y mentales de los trabajadores. Para poder establecer unas medidas de prevención correctas esta técnica incluye a su vez dos actividades distintas:

  • Ergonomía. Se trata del estudio de las condiciones físicas de los puestos de trabajo como el tamaño del mobiliario, su adecuación a los trabajadores de acuerdo con sus condiciones físicas o los movimientos que deben hacer. La ergonomía en el trabajo incluye también otros aspectos como la temperatura, humedad o iluminación de los lugares de trabajo para prevenir la fatiga de los empleados.
  • Psicosociología laboral. Dentro de esta técnica englobamos todo lo relacionado con los horarios laborales, la organización de las tareas, las responsabilidades o las relaciones laborales y su influencia en los trabajadores.

Medicina del trabajo

La última disciplina preventiva es la única que no es técnica, sino que se dedica a analizar las consecuencias de las condiciones laborales, materiales y ambientales en las personas. Así como evitar que se produzcan enfermedades o daños en la salud de los trabajadores.

La medicina del trabajo se encarga por tanto de la vigilancia de la salud de los empleados, la educación sanitaria y todo lo relacionado con el tratamiento y rehabilitación derivado de cualquier enfermedad profesional.