Qué medidas hay que tener en cuenta en la prevención de riesgos químicos

La exposición a agentes químicos es uno de los factores que provocan mayores riesgos laborales en las empresas. Por esta razón, es fundamental para los profesionales que trabajan en los sectores más vulnerables, como la construcción, saber identificar y evaluar que medidas son necesarias para prevenir riesgos químicos. Realizar un plan de prevención de riesgos laborales minimizará, reducirá o evitará consecuencias nefastas para los trabajadores, ya que se encuentran en constante exposición a estos agentes. 

¿Qué son los agentes químicos contaminantes? 

Un agente químico contaminante es una sustancia orgánica o inorgánica, que durante su fabricación, manejo, transporte o almacenamiento se incorpora al ambiente de trabajo de una empresa en forma de gas, polvo y humo. En consecuencia, puede tener efectos irritantes, corrosivos, asfixiantes o tóxicos en el trabajador. Todo esto implica la posibilidad de que el agente químico lesione la salud de los empleados que entran en contacto con esta sustancia.

Identificar los contaminantes químicos

Una vez que los trabajadores conocen cuáles son los agentes peligrosos, mediante la realización del curso de prevención de riesgos laborales apropiado a su puesto, es necesario que los identifiquen para prevenir riesgos químicos. Esta clasificación se puede hacer:

  • Por la forma de presentarse. Aquí se diferencia entre contaminantes químicos en forma de aerosoles (que pueden ser líquidos o sólidos), gases o vapores, que se encuentran en el lugar de trabajo. Pueden ser, por ejemplo, fibras que pueden acumularse en los pulmones y no se expulsan, lo que puede generar riesgo de cáncer en el trabajador.
  • En función de los efectos sobre el organismo de las personas. En este caso es necesario distinguir entre agentes muy tóxicos (en pequeña cantidad provocan efectos agudos o crónicos en la salud del trabajador), tóxicos o nocivos.

Por lo tanto, para la prevención de riesgos químicos, se deben tener en cuenta los criterios de toxicidad, para saber actuar ante los agentes más tóxicos y en caso de que ocurra un accidente.

Sustancia química que produce riesgo en los trabajadores y que hay que prevenir

Prevención ante la exposición de químicos 

Para reducir las posibilidades de que el trabajador sufra una enfermedad como consecuencia de la exposición a un agente químico, es importante que la empresa haya realizado una auditoría de prevención de riesgos laborales

  • De esta forma, el primer paso es identificar la sustancia que se utiliza dentro del proceso o lugar de trabajo. 
  • Después, será necesario conocer las causas. Es decir, analizar de dónde provienen esas sustancias y cómo se han generado
  • Por último, será necesario realizar mediciones, para saber la cantidad de sustancia química contaminante que se utiliza cotidianamente durante el proceso de trabajo y, de esta forma, tomar las medidas necesarias.

Control de riesgos químicos

Tras conocer, clasificar y medir los riesgos químicos por exposición, la empresa ha de tomar acciones de control y prevención. Para ello, debe tener en cuenta lo siguiente:

  1. El foco de la exposición. En consecuencia, se tendrán que buscar equipos que contaminen menos o modificar el proceso de trabajo para evitar que los empleados se expongan a tantos productos químicos.
  2. El medio por el que se transmite. Se puede actuar, por ejemplo, realizando limpiezas o estableciendo sistemas de alarma, para evitar también contaminar.
  3. Capacitar al trabajador. Consiste en informar directamente al empleado, rotar al personal, o comprar sistemas de protección adecuados, para evitar la exposición a estos agentes. Cualquiera de estas medidas debe estar directamente organizada por la empresa de prevención de riesgos laborales a cargo de la compañía.
Tranajador con protección para manipular sustancias químicas en una empresa

Consejos para prevenir accidentes en la manipulación de sustancias químicas

  • Se debe leer atentamente las etiquetas antes de usar cualquier producto.
  • No se debe manipular el producto sin haber leído y comprendido todas las instrucciones de seguridad.
  • En general, no se deben mezclar productos.
  • Evitar el contacto con ojos, piel y ropa.
  • Se deben mantener la seguridad en los lugares de trabajo y hay que evitar en todo momento que los productos puedan derramarse.
  • Almacenar separado de otros productos químicos peligrosos con los que pueda reaccionar.
  • Mantener siempre separado de alimentos y bebidas.
  • Mantenerse alejado de fuentes de calor y humedad. Protegerse de la luz del sol.
  • Utilizar la indumentaria adecuada durante el uso de cada producto. (Guantes, gafas protectoras y mascarilla)
  • No comer, beber ni fumar durante su manipulación.
  • Respetar las reglas, los manuales de prevención y las acciones establecidas.
  • Respetar, en el caso de que no se trate de productos preparados, las diluciones contempladas en la etiqueta.
  • Eliminar correctamente el envase y los restos de producto contaminado o caducado. Evitar su liberación al medio ambiente.
  • Si alguien se siente mal durante la jornada o nota algún tipo de reacción desagradable, detenga la manipulación.
  • Tener en cuenta los primeros auxilios.
  • Si necesita asistencia médica, tenga a mano el envase.
Call Now Button